Dr. Antonio Mimoso, colegiado nº 54436

La congestión nasal es muy molesta, especialmente si aparece al ir a dormir. ¿Quién no ha pasado una mala noche por esta causa? Pero en las personas que padecen rinitis alérgica o perenne, este inconveniente puede convertirse en un problema mayor y llegar a alterar el patrón del sueño, afectando particularmente al sueño REM.

RINITIS NOCTURNA Y TRASTORNOS DEL SUEÑO

La fase REM del sueño se relaciona con funciones tan básicas como la memoria y la cognición, pero además es la responsable de sentirse descansado. Un sueño reparador requiere de varias fases REM durante la noche. Por el contrario, las personas que no pueden descansar bien, corren mayor riesgo de sentirse adormecidas durante el día y sufrir despistes. Algunas actividades, como conducir, pueden volverse más peligrosas y a menudo nuestra productividad y energía para realizar actividades disminuye.

Un estudio reciente en los EEUU demostró que las personas con rinitis crónica (perenne), padecían con mayor frecuencia trastornos del sueño que afectaban a la fase REM de forma moderada a grave. En estas personas, la congestión nasal durante la noche llega a afectar profundamente su calidad de vida.

CÓMO EVITAR QUE LA RINITIS NO TE DEJE DORMIR

La buena noticia es que este problema se puede prevenir y tratar. En primer lugar, ante un problema de congestión nasal que no desaparece en unos días, es aconsejable realizar una visita al médico para que pueda evaluar la situación y prescribir un tratamiento apropiado. Si la causa de la rinitis no es evidente, posiblemente solicite también algunas pruebas para determinar su origen.

La mayor parte de los casos de rinitis perenne se deben alérgenos ambientales que no son estacionales, es decir, que están siempre presentes en nuestro entorno. Y de ellos, los que más afectan durante la noche son los ácaros del polvo. Esto se debe a que las mantas, sábanas y colchones tienden a acumular polvo fácilmente, y estamos en contacto estrecho con ellos durante toda la noche. Como siempre subrayamos, la principal medida a tomar para evitar los síntomas de la rinitis alérgica es la evitación del antígeno.

Para ello, te proponemos las siguientes medidas:

  • Reduce la cantidad de tejidos que haya en el dormitorio. Sábanas y colchones son imprescindibles, pero puedes evitar tener moquetas, alfombras, tapices, cojines o cortinas de tela.
  • Puedes optar por utilizar cubrecolchones y sábanas antiácaros. Se trata de unos artículos confeccionados con un tejido especial que evita que se adhiera el polvo. Alternativamente, opta siempre por tejidos naturales, como el algodón.
  • Asimismo, existen colchones especiales para alérgicos que evitan los tejidos donde más se acumula el polvo. Suelen estar confeccionados de látex u otros materiales similares.
  • Es conveniente dar la vuelta al colchón con frecuencia, aprovechando para aspirarlo cada vez.
  • En cuanto a las mantas, es preferible optar por colchas de tejido de urdimbre apretada, evitando siempre las mantas y cubrecamas de ganchillo o de “pelo”.
  • Todos los tejidos de la cama deberán lavarse con frecuencia (una vez a la semana) con agua y jabón. Debes evitar las limpiezas en seco. Es importante que tengas esto en cuenta a la hora de adquirirlos.
  • Ventila con frecuencia las habitaciones y mantén limpias las ventanas y los marcos para evitar que el polvo acumulado en estas superficies entre en el dormitorio.

Con estos consejos y un tratamiento sintomático para la rinitis alérgica adecuado, tus noches pueden ser mucho más plácidas y proporcionarte un descanso adecuado. No lo dejes pasar: dormir bien es salud.

Referencias:

Antonio Mimoso
Author

Num Colegiado. 54436 Col.legi de Metges de Barcelona.

Diplomado en enfermería por la Universitat de Barcelona. Bellvitge.
Máster en enfermería de Salut Publica y Comunitaria por la Universitat de Barcelona. Bellvitge.
Grado en Medicina por la Universitat de Barcelona.
MIR Medicina Familiar y Comunitaria. Barcelona

Déjanos tus comentarios